El viaje en transporte público sufre un nuevo aumento

Desde este miércoles, el valor de cada viaje aumentará por cuarta vez en lo que va del año. El mínimo en colectivo costará $11 y los trenes subirán entre 50 y 75 centavos de acuerdo a la línea.

Llegar a mediados de agosto trajo el cuarto de los seis aumentos previstos en el transporte público.

Los próximos meses el viaje  en colectivo pasará a costar entre $13 y $16,5.

En el caso de los trenes, el precio más alto se pagará en las líneas Sarmiento, Mitre y San Martín, con las que trasladarse de una cabecera a otra demandará $ 13,25, siempre hablando de tarifas plenas.

Estos incrementos escalonados se anunciaron a principios de año, cuando el boleto mínimo de colectivo pasó de $ 6 a $ 8 y los de tren subieron entre $ 0,75 y $ 1,50. A fines del mes pasado, el ministro del Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, apuntaló esta metodología con un nuevo anuncio, donde confirmó otros tres tramos del aumento. Y dio a entender que podrían no ser los últimos para 2018: “Las tarifas tienen que acompañar este proceso de mayores costos”, adelantó el ministro.

Es que muchos fueron los desajustes financieros que debieron surfear desde la cartera que dirige Dietrich: una paritaria de choferes de colectivos que se cerró en 25,5%, muy por encima de las estimaciones del gobierno, y un 50% de aumento en los precios de los nuevos coches adquiridos, producto de la devaluación, según informaron.

Con estas nuevas subas hasta octubre, los viajes en colectivo acumularán un 116% de aumento en nueve meses, mientras que en líneas ferroviarias como la Mitre alcanzará un 118% de salto.

Otro cambio que acaba de aplicarse es el aumento en el saldo negativo de la tarjeta SUBE, que pasó de $ 20 a $ 30 y que supone una pequeña victoria por parte de los usuarios, ya que el pedido surgió desde ese sector. Pero con las nuevas subas, esa actualización volverá a quedar corta. Todavía más para las cerca de 1,4 millones de personas que, según apreciaciones oficiales, sólo utiliza un medio de transporte para movilizarse, y sobre los que las tarifas impactarán de lleno. Otros 4 millones de pasajeros, en cambio, obtendrán reducciones en sus boletos al combinar más de un medio de transporte.

El nuevo cuadro tarifario en colectivos y subtes se suma al aumento que se aplicó hace dos semanas en la red porteña de subte, y que llevó el boleto mínimo a $ 12,50. En este caso, además de la Red SUBE también se aplican los descuentos a pasajeros frecuentes propios de las seis líneas y el Premetro. El último aumento se concretó luego de una suspensión ordenada por la Justicia porteña, por un recurso de amparo que cuestionó la forma en que se calcula la tarifa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *