La ciudad de Buenos Aires libre de sorbetes de plástico

Los sorbetes son el cuarto residuo plástico más común de encontrar en las costas y océanos. Se calcula que el uso promedio de uno de estos elementos es de 10 minutos y que tardan entre 150 y 400 años en descomponerse. Desde el Ministerio de Ambiente y Espacio Público de la Ciudad, a través de la Agencia de Protección Ambiental (APA), se prohibió a partir de principios de diciembre la entrega, uso y expendio de sorbetes plásticos de un solo uso en el ámbito de la CABA.

La norma estipula una serie de sanciones para los infractores: quienes no cumplan con la medida podrán recibir multas que arrancan en los $5.350. Según informaron las autoridades, los inspectores del Gobierno de la Ciudad ya se encuentran realizando una campaña específica para controlar el cumplimiento de la reciente disposición.

“Hace 6 meses impulsamos esta resolución con el claro objetivo de lograr el abandono del uso de sorbetes. Hemos tenido una buena experiencia con las bolsas. Creemos que debemos limitar el uso de plásticos de un solo uso, que muchas veces no es necesario y los podemos reemplazar con nuevas costumbres, más sustentables”, explicó Eduardo Macchiavelli, ministro de Ambiente y Espacio Público de la Ciudad.

La prohibición fue establecida por la Resolución 816/MAyEP/2019, que se desprende de la Ley de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos N° 1.854 que en mayo inició el proceso de gradual abandono del uso de este tipo de productos plásticos desalentando la entrega en distintos comercios.

Buenos Aires se suma a otras ciudades de la Argentina que ya adoptaron esta normativa: Mar Chiquita, Pinamar, Villa Gesell, Mar del Plata, Mendoza y Ushuaia. Se trata de una tendencia global, ya adoptada en Río de Janeiro, Nueva York, Vancouver y Bruselas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *